La Federación Regional de Enfermos de Fibromialgia y Síndrome de Fatiga Crónica de Castilla La Mancha surge por la necesidad de agrupar a un colectivo que se encuentra inmerso en un vacío socio-sanitario, con los siguientes objetivos:

Lograr que la Fibromialgia y el Síndrome de Fatiga Crónica, sean reconocidas y aceptada por los profesionales de la salud y autoridades sanitarias en nuestra Comunidad Autónoma (tal como se reconoce por la OMS desde el año 1993). Conseguir ser tratados dentro del Servicio de la Salud de Castilla la Mancha como enfermos reales, no imaginarios; con derecho a la misma atención y cuidados que cualquier otro enfermo que padece una afección crónica en la que el dolor y el cansancio están presentes de forma constante.

En Castilla la Mancha se estima que alrededor de un 3% de la población sufre en mayor o menor medida éstas enfermedades. Somos un colectivo de más de 70.000 personas enfermas en Castilla La Mancha y sus familias, ya que todo el entorno del enfermo se ve gravemente afectado. El cálculo mínimo de personas afectadas contando con el seno familiar, es de unas 140.000.

Recopilar y compartir la información, en cuanto a los avances en la investigación sobre Fibromialgia y Síndrome de Fatiga Crónica, tanto nacionales como internacionales, de forma adecuada y comprensible.

Promover la investigación sobre éstas enfermedades.

Divulgar la existencia de estas enfermedades, para que la sociedad sea sensible a su repercusión en la vida de los afectados y sus familias.

La Federación está compuesta por dieciocho asociaciones de enfermas y enfermos de distintos puntos de la Región: ALBACETE, TOLEDO, GUADALAJARA, CIUDAD REAL, CUENCA ALMANSA, CAUDETE, VILLAROBLEDO, HELLIN, VALDEPEÑAS, DAIMIEL, PUERTOLLANO, VILLARUBIA DE LOS OJOS, ARGAMASILLA DE ALBA, MANZANARES, LA SOLANA, TALAVERA DE LA REINA Y CHOZAS DE CANALES