QUE ES FIBROMIALGIA

¿QUE SINTOMAS PRESENTA?

Es una enfermedad que se caracteriza por dolor crónico generalizado que el paciente localiza en el aparato locomotor. Además del dolor aparecen otros síntomas como fatiga intensa, alteraciones del sueño, hormigueo o calambres en extremidades, rigidez matinal, cefaleas, sensación de tumefacción en manos, mareos, sequedad de ojos y boca, falta de concentración y en la mayoría de los casos ansiedad y depresión.

¿EXISTE ASOCIACIÓN CON OTRAS ENFERMEDADES?

En ocasiones se puede asociar con el síndrome de fatiga crónica, la disfunción temporomandibular, el síndrome del intestino irritable, el síndrome de dolor miofascial, el síndrome de piernas inquietas, el síndrome de sensibilidad química múltiple y migraña.

¿COMO ES LA EVOLUCIÓN Y CUAL ES EL PRONOSTICO?

Es una enfermedad al día de hoy crónica, y los síntomas fundamentales permanecen en el tiempo, aunque en algunos pacientes, sobre todo en edad joven, la ausencia de alteraciones psicológicas y menores alteraciones del sueño se consideran factores de mejor pronóstico.

¿CÓMO SE DIAGNOSTICA?

EI diagnóstico es clínico, no existiendo ninguna prueba específica. Se utilizan los criterios del Colegio Americano de Reumatología, basados en la existencia de dolor generalizado y continuo de más de 3 meses de duración, junto con dolor a la palpación en al menos 11 de los 18 puntos gatillo descritos.

¿EXISTE TRATAMIENTO?

Actualmente no existe ningún tratamiento curativo, pero si para mejorar la sintomatología, la capacidad funcional y la calidad de vida. Los principales tratamientos son el ejercicio físico, la terapia cognitivo-conductual y fármacos, entre los que se encuentran algunos antiepilépticos, antidepresivos y relajantes musculares.

¿PUEDO HACER ALGO PARA MEJORAR?

Sí, implicarse en el manejo de la enfermedad, conociendo tanto la enfermedad como los recursos disponibles. Además del tratamiento médico, conviene realizar ejercicio físico adecuado, aprender a relajarse y mantener una buena alimentación e higiene del sueño.

Es recomendable ponerse en contacto con alguna asociación cercana de ésta patología, ahí encontrará más información de su enfermedad. Además, le ayudarán a manejar su enfermedad y a sentirse útil contribuyendo en el esfuerzo para que se reconozca y normalice “LA FIBROMIALGIA”.